viernes, junio 11, 2010

Manga: Inuyasha 55-56


¡¡Y san seacabó!! Que ya era hora leñe. Trás 56 laaaargos tomos por fin la buena de Rumiko Takahashi le ha dado un final a su obra más larga, que tras una pequeña revisión una vez leido su final, mi opinión es que su principal dolencia es precisamente esa, que es la más larga.

Y es que no ha sido hasta ahora que me he puesto a revisar los primeros tomos que he pensado en hacer este comentario, porque creo que la serie lo merece, a pesar de lo que se ha convertido.
Sin duda podríamos decir que Inu Yasha era la obra más ambiciosa de Rumiko, que tras sus éxitos basados en comedias (Ranma, Lamu y Maison Ikkoku) se decidió a embarcar en una historia de fantasía, sin olvidarse de la comedia, pero con una historia dramática detrás.

Y creo que si no fuera por su duración, estirada hasta el infinito, con personajes que aparecían solo para dar un nuevo malo además del malo, estaríamos antes la mejor de sus historias. Sin embargo, ¿Quién no ha pensado que si este mismo final, que no es malo, aunque previsible, no hubiera podido darse 30 tomos atrás? Porque seamos sinceros, los últimos 25 tomos aproximadamente, no añaden absolutamente nada a la serie, y la convierte en un shonen más de leña y subidas de nivel por parte del prota, que muchas veces parece que estás viendo un RPG y que los combates son a base de introducir comandos... Además, que algunas de las tramas más interesantes se resuelven si, pero de manera ligeramente chapucera y típica, aparte que Naraku finalmente se reveló como Cylon... porque tenía un plan durante 56 tomos, y joer, nadie excepto él lo conoce, y por mucho que lo intento, no encuentro ninguno que no se pueda simplificar en "voy a pegar a los protas, pero poco, no vaya a que se me mueran", que desgraciadamente choca mucho con la mente enferma y cruel que parecía estar del antagonista en los primeros tomos.
Decepcionante, para resumir, sobretodo porque prometía mucho y se ha ido diluyendo cada vez más con el tiempo. ¿El consuelo? Que el cierre es totalmente correcto, porque muchos nos temíamos que hiciera otra al estilo de Ranma y dejara la serie como a mitad, o simplemente llegara un punto en el que... "s'acabó". Al menos en eso ha vuelto a lo que hizo en Maison Ikkoku.

Y ahora a ver en que se embarca la mujer, pero rezo porque no sea otra serie de n-mil tomos, que, al menos por mi parte, yo ya he tenido suficiente.

1 esquinazos:

Anónimo dijo...

Leí 3 tomos del manga y me vi el anime hasta los caps de Tsubaki mas o menos y me harte despues. no me gustaba mucho la pareja principal. me parece forzada. Y encima todo el rollo de Kikyo... un coñazo, sabiendo que predeciblemente iva acabar a con Kagome

Se ha producido un error en este gadget.