jueves, abril 03, 2008

Manga: Inuyasha 50


Inuyasha 50
Guión: Rumiko Takahashi
Dibujo: Rumiko Takahashi
B/N 192pags 7,5€
Glenat

La serie más actual de Takahashi se ha convertido en uno de los títulos preferidos de los otakus. Los ingredientes de este best seller son aventura, misterio, acción, muchos monstruos y unas gotas de intriga romántica. La joven Kagome descubre un Japón mítico al que se accede a través de un pozo bloqueado en el patio trasero de su casa. Una vez allí se verá arrastrada a la búsqueda de los pedazos de una joya de gran poder, que de caer en malas manos puede crear un cataclismo terrible.

Otro tomo que pasa... y seguimos sin acercarnos al final, o al menos, no nos aercamos más de lo que ya estabamos diez tomos atrás, y eso que cualquiera podría pensar que dado que llegábamos al tomo 50, que no es precisamente un número que se suela alcanzar normálmente habría algo especial en la historia, quizás un avance significativo (como podría haber supuesto la muerte de Karura si no hubiese sido inmediatamente sustituida) o algún descubrimiento determinante... pero no, más de lo mismo. Naraku, que como si de un Cylon se tratase, tiene un plan, a pesar de que nadie sabe de que se trata o lo entiende, y empiezo a pensar que la autora tampoco, Seshomaru (O sexomaru, como muchas prefieren denominarle) sigue dando botes por ahí, tratando de encontrar un sentido a su triste vida, que no me extraña, porque hacía tiempo que no encontraba un personaje que sobrase tanto en una historia, con excepción de los apéndices terciarios de nuestro malo malísimo... y los protas mientras tanto que siguen corriendo al grito "¡Huelo a Naraku!" o "Siento un fragmento de la joya".. anda, ¡¡como en el tomo 32!!

Y es que seamos serios, la hace ya bastante que la historia se ha estancado y que Takahashi está alargándola cual goma... hasta que se rompa (si no lo ha hecho ya). Y es una lástima, porque para mi podría haberse convertido facilmente en la mejor y más ambiciosa obra de Rumiko, con un comienzo de lo más prometedor y un desarrollo más que interesante, con un malo cruel de verdad (lo que le hace a Inuyasha y a Kikyo es para enmarcarlo en una galería de villanos) y con una pareja protagonista que no veía en un manga de esta autora desde Maison Ikkoku. Sin embargo, las ventas mandan, y lo que parecía una trama interesante se fue alargando hasta lo indecible, el malo cruel pasó a ser pesado y su crueldad sustituida por una pseudointeligencia que siempre dejaba caer que lo tenía todo calculado... pero sin llegar a convencerte. Un protagonista que se convierte en Ranma 2.0, y que además encuentra a su Ryoga 2.0 en otro demonio, mientras de paso va subiendo los niveles de su katana sacada de un RPG.

Y es que incluso el mejor personaje de todos, Kagome, se ha ido diluyendo con el tiempo por su total falta de evolución. Al principio tenía su gancho porque no era para nada una protagonista pusilánime, y de hecho parecía que no se iba a limitar a un papel de "radar de bolas de dragón", ¡¡e incluso se intenta tratar activamente la relación con Inuyasha!! (algo casi impensable viendo los precedentes *coff*Ranma y Akana*coff*. Pero al final ni tanto ni tan calvo, y si observamos como es Kagome en el tomo 20, veremos que no ha cambiado absolutamente nada desde entonces. ¡¡Leches!! que hasta Miaka empieza como la superpringada y acaba molando...

Lo único que puedo decir a su favor es que el manga en sí sigue siendo entretenido, dinámico y no se te hace nada pesada su lectura, pero si eres de los que buscaba un paso más allá en Takahashi, algo que solo ha conseguido para mi gusto (y con dificultades) en Maison Ikkoku... pues casi mejor que no te metas con esto.

Valoración: 5,5/10

4 esquinazos:

Shaliara dijo...

Yo dejé de leer la serie en el tomo... no sé... 35? Por ahí más o menos...

Yo creo q si ahora cojo ese directamente, el 50, no me habré perdido nada, verdad? Jejeje...

Kyo_Coke dijo...

Nosotros la tenemos parada en... el 12 o por ahí, ahora no sé bien. Esperamos que la termine pronto, porque ya va siendo hora T_T

Ulin dijo...

shaliara: Con un pequeño resumen de algunos hechos puntuales, y asumiendo que la espada de inu yasha cada martes adquiere un poder nuevo, pues podrías seguir leyendo sin demasiados problemas.

Kyo_coke, aprovecha esta parteque todavía está en un buen momento, aunque si la tienes parada ahí, yo ya casi esperaría a que terminase (dentro de unos 12 millones de años a este paso) para ver si merece o no merece la pena el gasto ;)

Javier dijo...

Lo bueno, si es breve, dos veces bueno
Por cierto, dentro de nada te voy a dar una sorpresilla

Se ha producido un error en este gadget.